¿Por qué unas compañías son más caras que otras si el precio de la energía es el mismo para todos?         

 

Jesús del ReyComo ya os contábamos en nuestro blog sobre cómo entender la factura de la luz, hay que diferenciar dos partes principales en nuestra factura, la parte de potencia de la tarifa contratada y la parte de la energía consumida. A esto hay que sumarle tasas e impuesto de la electricidad, el IVA, y el alquiler de contadores.

Vamos a tratar de desgranarlo de forma que se vea fácilmente de dónde vienen estos términos:

- La parte de potencia contratada, la cual se mide en kW. Este es el término fijo de la factura que siempre se pagará hayamos estado consumiendo energía en el suministro o no, lo que llamamos “el mínimo”. Dependiendo de esta potencia, tendremos diferentes tarifas de acceso. Pueden leer toda la información sobre las nuevas tarifas de acceso aplicables desde enero de 2020 en nuestro blog.

- La parte de la energía consumida, la cual se mide en kWh. Este es el término variable de la factura y dependerá del tiempo de utilización de los aparatos que consuman electricidad. Aquí se determinan los costes imputables al consumo eléctrico que se deben pagar por la utilización del sistema eléctrico en concepto de costes de transporte y distribución o peajes de acceso y la gestión de la energía por parte de la comercializadora. La parte de los peajes de acceso está regulada, antes por el Gobierno y desde enero de 2020 por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), y que, según esta última, supone alrededor de un 40% de la factura. La parte de la gestión de la comercializadora, la cual compra la energía en el mercado mayorista de la electricidad o pool y la vende a sus clientes al precio de mercado puede suponer un 37% de la factura según la CNMC.

- Impuestos y tasas:

  • El impuesto de la electricidad con un valor del 5,11269632%, se aplica sobre la base formada por la suma de la facturación de las dos partes anteriores, el término de potencia y el término de energía.
  • La tasa municipal con un valor del 1,5% que reclaman los municipios y se aplica a la base de facturación total del suministro, exceptuando los peajes.
  • Aportación al Fondo Nacional de Eficiencia Energética, de acuerdo con lo establecido en la Ley 18/2014 de 15 de octubre, de aprobación de medidas urgentes para el crecimiento, la competitividad y la eficiencia.

 

- Alquiler de contadores o equipos de medida, obligatorio en el punto de suministro para poder medir el consumo que se realiza. La propiedad de estos equipos suele ser de la distribuidora, el propietario del suministro lo paga a la comercializadora y ésta, a su vez, a la distribuidora. Aquí hay que hacer un inciso, para decir que la calidad de entrega de la electricidad depende exclusivamente de la distribuidora, que es quien lleva la gestión técnica del suministro, y no de la comercializadora, que es quien lleva la gestión económica del mismo.

- El Impuesto al Valor Añadido (IVA) que aplica el 21% a la base de facturación de los 4 conceptos anteriores.

De todos estos conceptos que se incluyen en las facturas de la luz de cualquier compañía eléctrica, los que varían en precio de una compañía a otra o incluso dentro de la misma, dependiendo de la oferta comercial, son la parte de la potencia y la parte del consumo. En estos dos términos es donde encontramos las diferencias de los márgenes comerciales de las diferentes comercializadoras.

Un informe publicado por la CNMC trata de analizar la situación del mercado minorista de la electricidad en España, además, realiza una estimación de los márgenes brutos de la actividad de comercialización, que básicamente dependen de las coberturas a plazo o spot que puedan cerrar cada una de las compañías.

En el siguiente gráfico, se puede observar la evolución de precios anuales facturados junto con las estimaciones de márgenes brutos para el conjunto de comercializadoras en mercado libre, según la referencia de aprovisionamiento y por segmento de consumo.

 

estimación márgenes CNMC

Fuente: CNMC

 

También destaca el mayor incremento que se produce en el coste de suministro de la energía para los consumidores domésticos, independientemente de su cobertura en los mercados, como consecuencia de la repercusión del coste de la financiación del bono social.

Las comercializadoras deben financiar este coste de manera proporcional al número de clientes al que suministran.

Como resultado, los márgenes oscilarían:

  • Para los consumidores domésticos con derecho a PVPC, entre los 0,018 y 0,027 €/kWh del año 2017, frente a los 0,026 €/kWh y 0,032 €/kWh del año 2016.
  • En el caso de los consumidores domésticos sin derecho a PVPC, entre los 0,015 €/kWh y 0,024 €/kWh del año 2017, frente a los 0,025 €/kWh y 0,030 €/kWh del año 2016.
  • En el segmento PYME, entre los 0,02 – 0,010 €/kWh en 2017, frente a los 0,013 – 0,018 €/kWh de 2016.
  • Para los consumidores industriales, el margen se sitúa en 2017 entre los 0,001 €/kWh – 0,002 €/kWh, frente a los 0,001 €/kWh – 0,004 €/kWh de 2016.

Como referencia, el margen regulado previsto en el PVPC para un consumidor medio sería de unos 0,006 €/kWh en 2017.

¿Cómo se forma el precio eléctrico?

 

La formación del precio de la electricidad depende de muchos factores, como pueden ser los precios de materias primas que usan las centrales térmicas convencionales, el precio de las emisiones de CO2, cambios regulatorios, factores climatológicos… entre otros. Todo esto forma parte del juego de la oferta y la demanda.

El mercado eléctrico actual se estructura en un Mercado Diario, un Mercado Intradiario de subastas y un Mercado Intradiario Continuo Europeo. En estos mercados se negocian todas y cada una de las 24 horas del día.

En el Mercado Diario o spot se llevan a cabo transacciones de energía eléctrica mediante ofertas de venta y de adquisición de energía por parte de los agentes del mercado y en los mercados intradiarios, se gestionan los desbalances de energía causados por los cambios en las previsiones de generación de los productores de electricidad. Todas estas transacciones las gestiona el Operador de Mercado Ibérico de la Electricidad, OMIE.

Todos los participantes en estos mercados, ya sean de venta o adquisición, hacen sus ofertas de energía a unos precios comprendidos entres 0 y 180 €/MWh. Dependiendo del volumen de venta y compra, se obtiene un precio marginal resultante del corte de la curva de oferta de venta con la curva de oferta de compra en cada hora del día. El precio marginal será el que cobrarán todos los productores de electricidad que hayan ofertado por debajo de ese precio y el que pagarán todos los agentes adquisidores de energía horariamente.

Por ejemplo, en la hora 5 del día 1 de febrero de 2020, el precio marginal resultante fue de 18,69 €/MWh, donde el volumen de energía gestionado de dicha hora fue de 23.960,8 MW y todos los ofertantes a la izquierda del gráfico, obtendrán ese precio. Este volumen lo determina la previsión de demanda nacional.

Curvas agregadas de oferta y demanda

 

Por ello, a menor demanda, como ocurre por las noches, fines de semana y festivos, menor será el precio marginal y a mayor demanda, como ocurre en horas punta de trabajo o el encendido de luces al anochecer, mayor será el precio. Y este precio repercute en nuestro término variable de la factura antes comentado en un porcentaje muy alto.

El precio de AEQ

 

Como siempre, desde AEQ, somos claros y transparentes y nuestros precios también lo son. En nuestros contratos viene detallada nuestra fórmula de precio que aplica en cada caso, para que el cliente sepa exactamente de dónde viene cada coste y, si todavía pueden surgir dudas, nuestro equipo comercial estará encantado de resolverlas de forma clara y transparente.energía renovable AEQ

Además, en AEQ somos conscientes de la problemática del cambio climático y lo combatimos siendo 100% renovables. ¿Qué significa eso? Pues que si el cliente lo desea, podemos certificar que toda la electricidad que consuma provenga de fuentes de energía renovable con un coste muy reducido.

Newsletter mensual. Te podrás dar de baja cuando tú quieras. No compartimos tus datos.

¿Cuanto sabes de energía?

Juega con nosotros contestando a unas sencillas preguntas y participa en el sorteo de una estancia para dos en un Parador de España.

Juega